La urticaria en niños es una reacción tanto de la piel (epidermis) como de las mucosas, la cual se caracteriza por la aparición de pápulas edematosas y pruriginosas, que suele durar unas horas, por otro lado el angioedema es parecido a una urticaria, pero este afecta las capas más profundas de la dermis y tejidos subcutáneos.

En la edad pediátrica, la urticaria se presenta con mucha frecuencia, siendo uno de los exantemas más comunes en dicha etapa, pero en vista de que distintas patologías pueden cursar con manifestaciones cutáneas, siempre resulta esencial establecer diagnósticos diferenciales con ellas, debido a que su manejo terapéutico es diferente dependiendo de cada caso.

Urticaria

Características de la urticaria:

Las características de las lesiones de la urticaria son:

  • Su localización es variable, pudiendo aparecer en cualquier parte del cuerpo.
  • Duran menos de 24 horas (urticaria aguda).
  • La lesión típica es el habón o roncha evanescente.
  • Son eritematosas y edematosas, además de que se blanquean al ejercer presión sobre ellas.
  • La forma y el tamaño de las mismas, también son variables.

Urticaria-lesiones

Causas de la urticaria:

La urticaria en la infancia puede deberse a múltiples causas, pero con frecuencia se encuentra causada por alimentos, fármacos o una enfermedad viral. A continuación, se mencionan las distintas causas que la originan en la edad pediátrica:

Mediada por Inmunoglobulina E:

En este grupo se incluyen la urticaria ocasionada por:

  • Alimentos.
  • Medicamentos.
  • Picaduras de insectos.
  • Aéreo alérgenos.
  • Por contacto.

Por agentes infecciosos:

Entre los microorganismos patógenos se incluyen:

  • Estreptococos.
  • Helicobacter pylori.
  • Mycoplasma.
  • Otros agentes: Virus, parásitos y hongos.

Por agentes físicos:

  • Por estímulo mecánico.
  • Por estímulo térmico.
  • Por estímulo lumínico.
  • Por ejercicio.

Asociada a enfermedad sistémica:

  • Enfermedades del colágeno.
  • Tumores.
  • Hipertiroidismo.
  • Mastocitosis.

Asociada a trastornos genéticos:

  • Urticaria familiar por frío o calor.
  • Angioedema hereditario.
  • Déficit de C3 inhibidor.

Urticaria idiopática:

En esta tipo no se logra establecer una causa específica, sin embargo, suele asociarse a enfermedades de origen viral.

¿Cómo se produce la urticaria?

El mecanismo mediador de la urticaria, va a depender de la causa que la esté originando, teniendo que:

Reacciones de hipersensibilidad tipo I:

Estas son las reacciones inmunológicas, mediadas por inmunoglobulina E, representado el mecanismo patogénico más frecuente, cuyas causas incluyen la picadura de un insecto, por fármacos o ciertos tipos de alimentos; con menor frecuencia en las urticarias de origen inmunológico se incluyen las infecciones que pueden ser ocasionadas por virus, bacterias, parásitos u hongos.

Enfermedad por complejos inmunitarios y vasculitis cutánea:

Estas se producen por la activación del sistema del complemento y la producción de toxinas anafilácticas, entre las causas que son mediadas por estos mecanismos se incluyen las transfusiones sanguíneas y los contrastes usados para estudios imagenológicos.

Mecanismos no inmunitarios:

Como es la liberación de forma inespecífica de histamina de los mastocitos o de los basófilos debido al uso de morfina, toxinas bacterianas, veneno de serpientes y codeína, entre otros.

Agentes físicos:

Como ya se mencionó previamente, la urticaria puede ser producto de agentes físicos.

Clasificación de la urticaria:

Puede clasificarse tomando en cuenta distintos parámetros, a continuación se describen las formas clínicas de la urticaria:

Según su morfología:

Es decir, según la forma que adquieren las lesiones típicas, esta puede ser:

  • Circinada: También se conoce como urticaria anular, es decir, las lesiones se agrupan para formar una lesión circular con un centro que se encuentra indemne.Urticaria-circinada
  • Serpiginosa: Esta es la urticaria que se cura por un lado, mientras que por el otro se continúa extendiendo de forma serpenteante.
  • Lineal: Esta es la urticaria cuyas lesiones adquieren una forma lineal.

Según su evolución:

  • Aguda: Esta es la urticaria que tiene menos de 6 semanas de evolución. Este es el tipo de urticaria que se presenta con más frecuencia, además de que es autolimitada, afectando de manera excesiva la piel y puede estar producida por cualquiera de los mecanismos patogénicos previamente descritos, pero en la mayoría de los casos (70%) no se logra establecer el agente que desencadena la aparición de las lesiones, por lo que se conoce como urticaria aguda idiopática.
  • Aguda intermitente: Aparecen brotes sucesivos de lesiones.
  • Crónica: Se refiere a la urticaria que ha durado más de 6 semanas. La mayoría de las veces, obedece a mecanismos no inmunológicos y puede ser: Continua (las lesiones están presentes a diario) o Recurrente (períodos libres de lesiones).

Según su causa:

Es decir, no solo se refiere a la causa que origina la urticaria, sino al mecanismo mediante el cual  se produce:

  • Inmunológica: La urticaria producto de una respuesta inmune del organismo frente a algunos medicamentos, alimentos, inhalantes, infecciones, por contacto, picaduras o enfermedades sistémicas.
  • No inmunológica: En algunos casos puede ser producto de algunos medicamentos, por enfermedades genéticas, o de origen físicos.

Diagnóstico de la urticaria:

El diagnóstico es enteramente clínico, pero se debe tener en cuenta que aunque algunas veces la urticaria es una enfermedad o entidad clínica por sí sola, en otras oportunidades es la forma de manifestación de una enfermedad subyacente, por lo que es esencial realizar un buen diagnóstico acerca de la causa que la origina.

Interrogatorio:

Con la anamnesis se espera obtener algunos datos de importancia, que pueden orientar acerca de la causa de la urticaria en niños, como:

  • Consumo de algún medicamento.
  • Tipos de alimentos recibidos por el niño.
  • Tiempo de evolución de las lesiones, con el objetivo de clasificarla en aguda o crónica.
  • Tamaño de las lesiones: Pequeñas (puede ser una urticaria solar) o gigantes y profundas (angioedema o urticaria por presión).
  • Localización de las lesiones: En áreas expuestas (urticaria solar, por calor o por frío), zonas de roce o presión (dermografismo, urticaria por presión).

Estudios complementarios:

En los casos de urticaria aguda, no es necesario realizar estudios complementarios en vista de que la misma es autolimitada, pero en aquellos casos en los cuales la misma es crónica o con brotes constantes, entonces es necesario realizarlos para identificar la causa de la que la está provocando.

  • Pruebas cutáneas: También conocidas con el nombre de RAST, son utilizadas para identificar los anticuerpos IgE específicos frente a un alérgeno, con el objetivo de conocer cuál es el agente causal, pero esto solo en las que son mediadas inmunológicamente.
  • Complemento: En casos en los que se sospeche que el mecanismo no es inmunológico y se debe a alteraciones del sistema del complemento, deben realizarse las distintas mediciones de sus componentes.
  • Urticaria asociada a infecciones: Realizar pruebas diagnósticas para detectar infecciones, dependiendo de cada tipo, además con el interrogatorio se puede dilucidar qué tipo de infección pudiera ser.
  • Urticaria física: Frotar la piel, aplicar hielo, agua caliente, presión.

Diagnóstico diferencial:

Se debe establecer un diagnóstico diferencial de la urticaria con aquellas lesiones de piel comunes con las cuales tiende a confundirse:

  • Eritema polimorfo: El cual puede ser ocasionado por el virus herpes simple, por medicamentos y algunos tipos de vacunas; las características de las lesiones son: de color rojizo, elevadas, simétricas en todo el cuerpo, por otro lado se observan unas blancas con círculos oscuros y el centro gris violáceo.
  • Urticaria vasculitis: Su causa es desconocida, las lesiones duran más de 24 horas y a pesar de que las lesiones características también son los  habones, los mismos son poco pruriginosos que dejan la piel hiperpigmentada y además pueden acompañarse de lesiones petequiales. Urticaria-vasculitis
  • Lupus subagudo: De origen genético, por estrógenos, por factores ambientales o por procesos inmunológicos, las lesiones aparecen en cara y miembros inferiores, sin edema.
  • Edema agudo hemorrágico: Conocida como enfermedad de Finkelstein, cuya causa es desconocida, sus lesiones son en escarapela, con características hemorrágicas en miembros, cara y pabellones auriculares, hay edema distal.
  • Urticaria pigmentosa: También llamada mastocitosis la cual se debe a una mastocitosis cutánea, cuyas lesiones son máculas pigmentadas que aparecen en el tronco. Urticaria-pigmentosa

Tratamiento:

1.- Etiológico:

Si se logra identificar la causa de la urticaria, la misma debe tratarse.

2.- Factores desencadenantes inespecíficos:

Se deben evitar todos los desencadenantes inespecíficos que pudieran asociarse a su aparición, como son:

  • Estrés.
  • Cualquier medicamento que no sea necesario.
  • Irritantes tópicos.
  • Cambios bruscos de temperatura.
  • Sudoración.
  • Presión.

3.- Sintomático:

Antihistamínicos:

Estos deben ser administrados en el niño preferiblemente por vía oral, pudiendo usarse cualquiera de los siguientes:

  • Hidroxicina.
  • Dexclorfeniramina.
  • Desloratadina.

Corticoides:

Los cuales también deben ser administrados por vía oral, pudiendo ser:

  • Prednisolona.
  • Deflazacort.

4.- Situaciones especiales:

Se pueden presentar algunos casos en los cuales la histamina no es suficiente para tratar las lesiones, así que hay otros fármacos que pueden ser usados y en dichas situaciones está indicado el uso de los antihistamínicos por vía endovenosa:

  • Urticaria y/o angioedema intensos que afecten las vías respiratorias: Utilizar adrenalina (0,01 ml/Kg por vía subcutánea, cuya dosis puede repetirse a los 20 minutos si no han cedido los síntomas) o prednisona (1-2 mg/Kg/día por vía oral o prednisolona por vía endovenosa a la misma dosis).
  • Anafilaxia: Hospitalizar inmediatamente, monitorización de signos vitales constante, oxigenoterapia, utilizar los mismos medicamentos que en en el caso anterior por vía endovenosa.

En la edad pediátrica, la urticaria se presenta con mucha frecuencia, especialmente la urticaria aguda, debido a ciertos alimentos o a medicamentos (que suelen ser las causas más comunes), que son mediadas inmunológicamente y a pesar de ser autolimitadas, se necesita tratar aunque sea de manera sintomática al niño, en vista de que las lesiones son muy pruriginosas.

Algunas veces la puede presentarse de forma crónica, en estos casos se sospecha de una enfermedad sistémica o hereditaria como causa y el manejo tanto diagnóstico como terapéutico es distinto al de una urticaria en niños  aguda, ya que incluso las lesiones pueden sobre infectarse al niño rascarse frecuentemente.

Siempre es importante que apenas el niño comience a presentar una erupción se acuda inmediatamente a un facultativo, que sepa identificar a qué patología corresponden dichas lesiones, ya que algunas veces aunque no se note pueden ser muy graves (como una reacción anafiláctica) y comprometer la vida del paciente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here