En el segundo trimestre de embarazo, que va desde la semana número 13 a la 28, se comenzarán a dar una serie de cambios físicos notables como es el caso de un aumento en el diámetro abdominal, es decir, la panza se comenzará a notar aun más y la mamá empieza a sentir los movimientos de su o sus bebés en caso de ser un embarazo múltiple. Para este período las náuseas y vómitos disminuyen y luego desaparecen, de no ser así debes consultarlo con tu médico. Se produce una anemia dilucional, es decir, que por aumento de líquido en la sangre se diluyen los glóbulos rojos; esto es un proceso normal y el médico decidirá que conducta es la más adecuada. Siendo así importante tener en cuenta algunas recomendaciones en este trimestre de embarazo.

Recomendaciones en el segundo trimestre de embarazo:

Vestimenta: Comienza a comprar y a usar ropa más holgada y cómoda, es decir, ropa pre-mamá, que no presione tu abdomen y que permita una adecuada circulación y mayor libertad de movimiento; además es recomendable que no uses tacones debido a los posibles accidentes que puedes tener con ellos y a la hinchazón normal de tus pies en el 2do. trimestre de embarazo debido al aumento peso.

Pregnant woman showing her belly and holding a paper heart. Isolated on white

Pareja: Es importante que se comparta tiempo con la pareja y afiancen sus lazos, que hablen acerca de sus dudas y miedos, deben apoyarse mutuamente; además no hay ninguna contraindicación para mantener relaciones sexuales a menos que el médico de cabecera indique lo contrario, buscando posturas adecuadas en donde no haya compresión del abdomen.

Cuida tu piel: Es normal que se produzcan estrías en la piel de tu panza y en tus senos,  para eso puedes usar cremas hidratantes además de que ayudarán contra la resequedad de la piel; en el resto de tu piel pueden aparecer manchas oscuras, específicamente en las areolas y el pezón que se oscurecen, en la línea media abdominal (línea alba) y en la cara, esto es debido al aumento de las hormonas encargadas de mantener el embarazo por lo que es un cambio normal, que en un bajo número de mujeres puede persistir luego del término de la gestación.

Sueño: En cuanto al sueño, algunas veces las madres pueden presentar insomnio, por lo que es buena idea que a la hora de dormir lo hagas de lado ya que esto mejora el flujo sanguíneo hacia la placenta y ayuda a respirar mejor.

Ejercicio: Es recomendable que realices ejercicio, ya que esto te mantiene activa, siempre y cuando no tengan una elevada carga física, puedes practicar yoga, natación o incluso realizar caminatas, nada de actividades que incluyan saltos o pujos; aún puedes realizar tus actividades cotidianas tanto laborales como sociales, siempre y cuando no requieran de mucho esfuerzo físico por tu parte.

Medicamentos: No tomes ningún medicamento sin antes consultarlo con tu médico, aunque el mayor riesgo teratogénico de los medicamento se da dentro del primer trimestre es importante tener precaución en este trimestre de embarazo.

Contracciones: No te alarmes, si comienzas a sentir ciertas contracciones irregulares y esporádicas, ya que durante este trimestre se suelen presentar y son normales, sobre todo si estas pasando por momentos de estrés o si realizas actividades muy pesadas.

Comunicación: Háblale a tu bebé, cántale o incluso lee un cuento para el; esto ayuda a que vayas creando un lazo afectivo con el.

Dieta: Es importante mantener una adecuada nutrición, ya que ayuda a prevenir complicaciones durante el embarazo (como la pre-eclampsia, la eclampsia, el parto prematuro y la anemia) y las que pudieran presentarse en el bebé como el bajo peso al nacer. Consume grandes cantidades de agua (6 a 8 vasos mínimos al día), consume alimentos nutritivos que incluyan todos los grupos (granos, cereales, frutas, hortalizas, proteínas y azúcares). Continúa tomando los suplementos que fueron indicados en el primer trimestre, los cuales son: Ácido fólico tomar 1 tableta diaria, hierro tomar 1 tableta diaria 30 minutos antes del desayuno y calcio tomar 2 tabletas diarias. Evita las bebidas negras (café, refrescos, té). Completamente prohibido el consumo de bebidas alcohólicas y de cigarrillos, ya que son dañinos tanto para ti como para tu bebé.

Preparaciones: Habla con tu pareja acerca de posibles nombres para su bebé, acondiciona el espacio que va a ocupar y si deseas realizar un baby shower ve realizando los preparativos paso a paso y sin agobiarte.

Prepara a tus otros hijos: En caso de que este no sea tu primer embarazo, debes preparar al o los futuros hermanos mayores para la llegada de un nuevo integrante a la familia y que no se sientan desplazados, inclúyelos en las actividades relacionadas con el bebé. No solo debes preparar a tus hijos, también a tus mascotas en caso de tenerlas.

Consulta con el odontólogo: El último estudio realizado reveló que no hay peligro alguno en utilizar anestesia para la extracción de piezas dentales durante el segundo trimestre de embarazo, por lo que si presentas alguna caries acude a tu odontólogo de confianza.

Es de suma importancia que acudas a tu consulta prenatal, en este trimestre de embarazo:

-Serás completamente evaluada y se verá el progreso del embarazo, valorando si el desarrollo es adecuado a la edad gestacional, se toman los signos vitales (tensión arterial, frecuencia cardíaca).

Doctor Care about young pregnant woman in hospital - indoors

-Se evalúa la ganancia de peso y que la misma sea apropiada según el tiempo de embarazo.

-Serán revisados estudios de laboratorios solicitados en consultas previas, dependiendo de sus resultados, se pueden solicitar otros estudios; es importante que para todas las consultas tengas un examen de orina reciente.

-Se aclararán las distintas dudas que normalmente se presentan.

-Se indicará el tratamiento necesario en caso de que la madre posea una infección urinaria o vaginal, las cuales son comunes durante el segundo trimestre de embarazo debido a los cambios fisiológicos sufridos por la madre.

-Es el momento de realizar la ecografía genética I (en el tiempo comprendido entre 11 semanas-13 semanas más 6 días) y posteriormente la ecografía genética II (entre las 18 semanas-22 semanas más 6 días); es importante que te realices dichos estudios de imágenes, ya que mediante ellos se pueden descartar enfermedades que puede presentar tu bebé, y se puede verificar el adecuado crecimiento y desarrollo del mismo.

-En caso de que tu médico te indique que probablemente el parto se presentará antes de que tu embarazo llegue a término, se te indicarán inductores de la maduración pulmonar (esto para que cuando tu bebé nazca antes de tiempo, pueda respirar por sí mismo), los cuales se colocan en forma de inyección entre las semanas 24 y 34; colocándose lo más cerca posible del momento de tu parto, pudiendo ser dos dosis (Betametasona) o cuatro dosis (Dexametasona).

-Se hablará de los signos de alarma que si se presentan debes acudir inmediatamente a consulta sin importar que no haya pasado el mes correspondiente para la próxima cita, estos signos son: Fiebre, contracciones uterinas regulares y al menos 1 en 10 minutos, sangrado, pérdida de líquido que moje tus piernas o pérdida de una sustancia de aspecto mucoso sanguinolento (tapón mucoso).

El embarazo es un mundo de posibilidades y lo más importante en todo es que disfrutes de la experiencia, siempre teniendo en cuenta los cuidados que debes tener no solo durante el segundo trimestre de embarazo, sino durante todo el tiempo que dure la gestación.

Si deseas mas información relacionada con este articulo te invito a leer: 7 hábitos o actividades no recomendados en el embarazo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here