Cáncer En Piel + Síntomas, Diagnostico A Tiempo Y Tratamiento Oportuno!

El cáncer en piel la forma más frecuente de cáncer, ya que es el causante de al menos la mitad de las neoplasias malignas. El melanoma es un cáncer de melanocitos, células originadas en la cresta neural que migran durante el desarrollo fetal a diversos órganos y tejidos, aunque predominantemente a la piel,  los melanocitos cutáneos se sitúan a lo largo de la membrana basal en la unión dermoepidérmica.cáncer en piel

Quien puede padecer cáncer en piel o melanoma

El melanoma cutáneo afecta fundamentalmente a personas de raza blanca. El grado de pigmentación de la piel es un factor relativo de protección frente al melanoma cutáneo.

Los factores de riesgo de contraerlo se cuentan tipo de piel de alto riesgo (p. ej; de personas con ojos azules, rubias o pelirrojas y piel clara), reacción a la exposición al sol (p. ej; con pecas, dificultad para broncearse la piel, propensión a las quemaduras cutáneas), antecedentes de quemaduras solares graves con ampollas, exposición al sol intermitente intensa, nivel socioeconómico alto, antecedentes familiares de melanoma, gran número de nevos, nevos gigantes congénitos, presencia de nevos displásicos, inmunodepresión, antecedentes de melanoma u otros cánceres cutáneos y xerodermia pigmentaria.

La incidencia media anual ajustada por edad del melanoma o   cáncer en piel  por cada 100.000 personas es de 18,4 para personas de raza blanca, del 2,3 para hispanos, del 1,6 para asiáticos, del para los indios nativos de Norteamérica y de 0,8 para afroamericanos.

La enfermedad se da con una frecuencia levemente superior en hombres que en mujeres.

El melanoma afecta a pacientes de cualquier edad; aunque la media se sitúa en torno a los 50 años, presenta una distribución de edades amplia, la incidencia es superior en pacientes de edad avanzada, aunque se trata también de uno de los cánceres más habituales en adultos jóvenes y adolescentes; dado que el promedio de edad de los pacientes con melanoma es relativamente bajo, la patología se cuenta entre los peores cánceres en términos de años de vida perdidos por neoplasia maligna.

Factores de riesgos para desarrollar cáncer de piel 

Las causas del melanoma o cáncer en piel   no se han determinado con claridad, aunque está claro que la exposición a la radiación ultravioleta (UV) es un elemento esencial.

Las longitudes de onda U V se diferencian en UVA y U VB: las radiaciones UVA presentan las longitudes de onda más altas, de 320 a 400 nm, mientras que las de las U VB oscilan entre 290 y 3 20 nm. Los rayos UVA, predominantes en camas solares y lámparas de bronceado, penetran más profundamente en la piel que los U VB.cáncer de piel

Aunque desde hace tiempo se sabe que la radiación UVA desempeña un papel destacado en el envejecimiento y el arrugamiento de la piel, cada vez son mayores las pruebas de que también se ve implicada como causa de los cánceres cutáneos, tanto de tipo melanoma como de otras clases.

Te puede interesar:  Tipos de Manchas en la Piel más Comunes y sus Causas

La exposición a los rayos UV solares es también un factor de riesgo de cáncer en piel  importante, en especial para personas de piel pálida que son más sensibles a las quemaduras solares.

Si se comparan con los cánceres cutáneos diferentes del melanoma, que parecen estar más relacionados con la exposición repetida a los rayos solares, el melanoma guarda una correlación más estrecha con la exposición intermitente al sol y con el uso de dispositivos de bronceado. Los rayos U V B dañan las capas más superficiales de la piel y son la principal causa de las quemaduras solares; desde hace tiempo se los considera implicados en el desarrollo del melanoma

Prevención

La exposición excesiva a radiación UV, tomando el sol o en camas solares, es un acto intencionado y, en consecuencia, plenamente evitable. Entre las recomendaciones para reducir la exposición a los rayos U V se cuentan evitar estas actividades y utilizar ropa protectora y cremas de protección solar.

Aunque la mayoría de los expertos consideran que el uso de estas últimas reduce el riesgo de melanoma, el dato es controvertido, ya que algunos investigadores afirman que estas cremas proporcionan una falsa sensación de seguridad que hace que las personas tiendan a exponerse al sol durante demasiado tiempo.

Sin embargo, en un metaanálisis de 18 estudios no se han hallado pruebas de que el empleo de cremas solares incremente el riesgo de melanoma. Una actitud prudente consiste en proceder a una evaluación dermatológica periódica de los pacientes con lesiones cutáneas pigmentadas sospechosas.

Diagnóstico

El melanoma o cáncer en piel  suele presentarse como lesión cutánea pigmentada irregular que aumenta de tamaño o cambia con el tiempo. Lo habitual es que los melanomas se desarrollen de novo, aunque también pueden originarse a partir de nevos congénitos o adquiridos. La distinción entre un nevo benigno y un melanoma inicial es a menudo compleja, incluso para los médicos experimentados.

Las lesiones pigmentadas benignas son tan prevalentes que la detección de un melanoma inicial entre numerosas lesiones benignas supone un auténtico desafío. Las lesiones cutáneas pigmentadas más comunes .son las queratosis .seborreicas, conocidas como manchas de la edad, ya que existe propensión a que aparezcan a medida que avanza la edad. Se trata de lesiones escamosas, céreas y elevadas, con aspecto de estar adheridas a la piel, como si pudieran arrancarse con una uña.

La apariencia característica resulta en general plenamente diagnóstica y este tipo de lesiones no deben ser resecadas. No obstante, incluso los dermatólogos más experimentados pueden confundirse ante una queratosis seborreica irritada que se convierte en melanoma.

Factores pronósticos

La mayoría de los pacientes con melanoma o cáncer en piel  de nuevo diagnóstico experimentan ansiedad ante la posibilidad de que puedan morir debido a la enfermedad. Sin embargo, se ha de ser conscientes de que el 87% de los casos se curan, en buena medida gracias a la detección precoz; por lo tanto, es fundamental estratificar el riesgo y predecir el pronóstico, a fin de encauzar las decisiones idóneas referidas al tratamiento.

El estado de los ganglios linfáticos regionales es el factor pronóstico aislado más importante en lo que respecta a predicción de la supervivencia. La metástasis en ganglios linfáticos regionales aumenta sustancialmente la probabilidad de muerte por melanoma. Los otros factores pronósticos más relevantes son, por orden de importancia, el espesor de Breslow, la presencia de úlcera, la edad, la localización anatómica del tumor primario y el sexo

Tratamiento

  • Tratamiento quirúrgico

El melanoma in situ suele ser adecuadamente tratado mediante escisión con 0,5 cm de margen. La medida no se basa en datos aleatorizados, sino en la experiencia clínica acumulada para esta entidad patológica.

No obstante, dado que la variabilidad interobservadores entre los anatomopatólogos en lo que respecta al diagnóstico es significativa, y que el melanoma invasivo inicial puede diagnosticarse tras la ELA cuando no se extirpa toda la lesión durante la biopsia inicial, a menudo es prudente realizar una ELA de I cm para el melanoma in situ que afecta a zonas anatómicas que admiten fácilmente un borde de esta medida con cierre primario

  • Radioterapia

La radioterapia complementaria no se emplea como método de rutina en el melanoma, dado que este se suele considerar como relativamente resistente a la radiación. Sin embargo, en numerosos centros se aplica en un intento de mejorar el control de la enfermedad locorregional, en especial en melanomas de cabeza y cuello de alto riesgo, en los que el riesgo de recidiva local y enfermedad en tránsito es superior al de otras localizaciones.

Datos retrospectivos indican, asimismo, que la radioterapia puede resultar beneficiosa para el control de la enfermedad regional en pacientes con numerosos ganglios linfáticos con afectación tumoral o extensión extracapsular tras disección ganglionar

  • Metástasis a distancia

Las localizaciones más frecuentes de las metástasis a distancia iniciales son cerebro, pulmón, hígado y, con menor frecuencia, piel, ganglios linfáticos a distancia, huesos y tubo digestivo. La mediana de supervivencia de los pacientes con melanoma en estadio IV es aproximadamente de 7 meses.

La mayoría de los pacientes desarrollan en múltiples localizaciones metástasis a distancia no susceptibles de resección. Sin embargo, la resección debe considerarse siempre c]ue sea posible en pacientes con afectación en estadio IV, incluidas las metástasis cerebrales.lesiones malignas en la piel

En pacientes seleccionados con metástasis a distancia, varios estudios han documentado tasas de supervivencia a 5 años del 20 al 40 % tras la resección; dado que estas tasas son semejantes a las de los pacientes sometidos a disección de ganglios linfáticos terapéutica para la enfermedad ganglionar palpable, la resección debe considerarse como tratamiento de primera línea siempre que la extirpación completa de la afectación pueda efectuarse razonablemente.

  • Melanoma durante el embarazo

El cáncer en piel  que se presenta durante el embarazo plantea cuestiones clínicas complejas. Es posible que la velocidad de crecimiento tumoral se vea afectada por los cambios hormonales propios de la gestación.

El pronóstico de las pacientes tratadas durante el embarazo no es diferente del de los casos no gestantes en estadio similar. la biopsia de GLC debe considerarse con precaución. Aunque existe una manifiesta inquietud por la exposición a la radiación, datos obtenidos en pacientes con cáncer de mama indican que existe escaso riesgo para el feto en caso de linfogammagrafía.

Dado que no se conoce el riesgo que para el feto implica la inyección de colorante de azul de isosulfano y que el riesgo de reacción anafiláctica ante el mismo se estima en uno de cada 10.000 casos, es posible que el colorante azul vital no deba emplearse durante el embarazo.

  • Otras neoplasias de la piel

Entre los cientos de tipos específicos de trastornos y tumores cutáneos, cuatro neoplasias malignas de la piel son importantes para el cirujano, que ha de conocerlas y estar preparado para tratarlas. El angiosarcoma cutáneo es un sarcoma de tejidos blandos infrecuente, agresivo y derivado de la sangre o el endotelio de los vasos linfáticos.

Es más habitual en cara y cuero cabelludo de hombres de edad avanzada de raza blanca. El angiosarcoma se ha observado como consecuencia de linfoedema crónico tras disección axilar en el tratamiento del cáncer de mama (síndrome de Stewart-Treves). También puede desarrollarse en tejidos irradiados, incluso con lapsos de 10 o 2 0 años. El hallazgo característico es una mácula plana, indolora, a menudo pruriginosa, de color rojo, azul o morado, que se desarrolla para formar una masa y se ulcera si no es extirpada

Te puede interesar: Tumores Benignos De La Piel Que Se Ubican En La Epidermis

Incoming search terms:

  • cancer en piel

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.